River se despidió ayer de su pretemporada en los Estados Unidos con un triunfo 4-3 en los penales ante Independiente Medellín, luego de igualar 0-0 en los noventa minutos.

El próximo compromiso de River será el domingo ante Central Norte de Salta, en Santa Fe, por los 32avos de final de la Copa Argentina.

River, sin ser dominante en el juego, generó las mejores chances de peligro del primer tiempo y estuvo muy cerca de abrir el marcador de la mano del colombiano Rafael Santos Borré, quien armó dupla de ataque con el oriental Rodrigo Mora.

A los 2 minutos, el uruguayo habilitó al colombiano en profundidad y el remate fue sacado en el primer palo por el arquero David González. La misma sociedad riverplatense se iba a dar a los 15, cuando otra vez Mora tocó paa Borré y el “Cafetero” disparó, pero otra vez el guardavalla le ahogó el grito.

Independiente Medellín llegó antes de la media hora, con un tiro libre ejecutado por el delantero argentino Germán Cano que salió al lado del poste derecho custodiado por Germán Lux.

La última de la etapa le correspondió a River, con un preciso centro de Mora para Borré, pero el colombiano, de primera, elevó su definición en una inmejorable ubicación.

Antes de los primeros diez del complemento, le invalidaron un gol por una leve posición adelantada a Santos Borré, y en la  contra salvó justo Nahuel Gallardo ante un peligroso centro de los colombianos.

En 21, otra vez estuvo cerca el conjunto “Rojo”, con un cabezazo del ingresado Jean Blanco que se estrelló en el poste izquierdo de un estático Enrique Bologna, arquero que reemplazó a Germán Lux para los segundos 45 minutos.

En la última lo perdió Cano, quien eludió a Bologna y cuando definió salvó justo Luciano Lollo sobre la línea.

Así se fueron a la definición por penales, en la que Enrique Bologna pudo contener un disparo y River se impuso 4-3, a pesar del tiro de Ignacio Scocco que pegó en el horizontal. Los colombianos fallaron dos disparos y la copa fue para los argentinos.

Edición Nº 448